Gato que intenta “robar” comida para gato pero se queda dormido.

Los gatos son animales muy particulares que tienden a hacer las cosas a su manera. Se dice que las personas no adoptas un gato, sino que el gato adopta a las personas.

Son muy independientes, aún cuando tienen una casa y un dueño, así que podemos imaginar que el gato que no es de nadie, toma sus propias decisiones.

Fuente: Melanie Morris-Jones

Este gatito blanco de cola negra, es un claro ejemplo. Él simplemente entró a un comercio cuando sintió hambre a buscar algo para comer y se dirigió directamente al sector de comida para gato.

¿Ya dijimos que también son muy inteligentes?

Pues bien… el gatito solitario se sirvió su propia comida sin pedirle permiso a nadie, pero de pronto sintió unas ganas irrefrenables de tomarse una de las tantas siestas del día.

Fuente: Melanie Morris-Jones

Así lo encontró esta clienta de nombre Melanie Morris-Jones, que mientras hacía sus compras, vio a un simpático gatito descansando sobre una caja de croquetas.

“Me encontré con el gato justo allí, junto a la caja de comida para gatos que había derribado”, escribió Melanie.

Él no se sintió intimidado. Simplemente la miró como diciendo: Estoy tomando una siesta… ¿y qué?

La clienta advirtió al personal del supermercado sobre la presencia de un gato que se había servido su propia comida y ahí le informaron que el gatito era un “cliente” habitual y que le permitían el ingreso porque era muy simpático y alegraba a los clientes.

Fuente: Melanie Morris-Jones

Melanie no pudo resistir la tentación de tomarle algunas fotos y hacerlo famoso. ¡Este es el cliente más adorable del supermercado!