Boris Johnson dice que “los hombres biológicos no deberían competir en deportes femeninos”.

El primer ministro británico, Boris Johnson, opinó sobre la participación de “hombres biológicos”, en las competencias deportivas femeninas, en medio de la polémica sobre la exclusión de las personas transgénero.

Fuente: AFP

“No creo que los hombres biológicos deban competir en eventos deportivos de mujeres. Puede sonar controversial, pero para mí tiene sentido.

También creo que las mujeres deberían tener espacios exclusivos, ya sea en hospitales, prisiones o vestuarios. He llegado a esta conclusión en relación a esta cuestión. Eso no significa que las personas que quieren cambiar de género no cuenten con mi inmensa simpatía. Es vital que les demos todo nuestro cariño y apoyo mientras toman sus decisiones al respecto”, señaló Boris Johnson.

Fuente: Twitter / LBC

Asimismo, admitió que se trata de “un problema complejo”, ya que hay quienes están a favor de la medida y otros se oponen.

Pero las declaraciones del primer ministro llegan en un momento en que su gobierno conservador se enfrenta a un aluvión de críticas por un doble golpe en la cuestión de la terapia de conversión, que pretende cambiar la orientación sexual, ya que las organizaciones benéficas que se oponen, han anunciado su boicot al evento.

Deportistas transgénero – Fuente: Google

Existe el firme deseo de inclusión, ya que todos sabemos que incluir es lo mejor, pero también muchos se cuestionan la ventaja física con la que cuentan las deportistas que fueron hombres.

No son pocas las deportistas envueltas en la polémica.

Hace algunas semanas, a la ciclista transgénero, Emily Bridges, la Federación Internacional le prohibió participar en los Campeonatos británicos de Omnium, pese a que había sido autorizada por la Federación británica.

Algo similar ocurrió en Estados unidos con la nadadora Lia Thomas, que ganó la competencia de nado NCAA, después de haber competido durante 3 años en Pensilvania cuando todavía era hombre.

En su caso, el gobernador de Florida, Ron DeSantis; se negó a aceptar la victoria de Lía Thomas y aclaró que, en realidad, el premio le correspondía a Emma Weyant, de Sarasota, que había llegado en segundo puesto.

Es lógico pensar que, en deportes como el nado o el ciclismo, la diferencia de fuerza y resistencia hagan que los hombres biológicos tengan mayores chances de ganar, pero existen otros como las carreras de caballos, los dardos o el billar, en donde todos podrían participar sin ventajas o desventajas.

¿Debemos incluir a las personas transgénero en las competencias femeninas?