Brasil: vecinos le arman una fiesta de cumpleaños sorpresa a un joven de la calle.

Probablemente haya sido su primera fiesta de cumpleaños en 19 años, y por eso estuvo llena de emoción y buenos deseos.

Fuente: Twitter / @descansamy

Eduardo es un joven que no tiene casa. Vive en la calle desde hace años, más precisamente en una plaza en Praça da Bandeira, en Río de Janeiro.

Samy Ferreira es una vecina del lugar que siempre saluda a Eduardo cuando pasa por allí y, hace poco, él le comentó que el 1º de marzo era su cumpleaños.

Fue en ese momento en que a Samy se le ocurrió que podría darle la mayor sorpresa de su vida, organizando una fiesta de cumpleaños para festejar con amigos.

Fuente: Twitter / @descansamy

“Eduardo es un chico de la calle que ‘vive’ aquí, en la plaza al lado de mi casa. Siempre charlamos cuando nos encontramos, y hace un mes vino a decirme que el 1º de marzo sería su cumpleaños. Fue entonces cuando se me ocurrió organizarle una fiesta”, dijo Samy.

La fiesta inolvidable.

Seguramente Eduardo jamás olvidará este hermoso gesto por parte de Samy, que le hace ver cuánto lo valoran las personas que lo aprecian, porque lo saben bueno y honrado, a pesar de que las circunstancias de la vida lo obligaron a quedarse en la calle.

Fue así que se reunió un grupo de amigos y cuando Eduardo llegó a la plaza como siempre, se encontró con globos, refrescos, bocadillos… ¡y un pastel!

Fuente: Twitter / @descansamy

Podemos imaginar la alegría de Eduardo, que posiblemente nunca haya tenido una fiesta de cumpleaños en sus 19 años.

“Vino muy contento. Este chico se lo merece todo”, dijo Samy.

Pero para ella también hubo elogios, porque compartió la historia y la fiesta en las redes sociales y recibió miles de comentarios alentándola y felicitando su gesto de cariño.

Las personas se emocionaron profundamente con la actitud de esta joven que quiso darle un momento de felicidad a Eduardo. Todos compartieron con él ese día tan especial.

Fuente: Twitter / @descansamy

Pero lo que más enterneció a todos los que estuvieron presentes, fue el deseo de Eduardo cuando cortó su pastel.

“Le pedí que tomara el primer trozo de la tarta y que pidiera un deseo y lo hizo en voz alta: ser un luchador toda la vida”, dijo Samy.

Por otra parte, la fiesta generó otras iniciativas, como, por ejemplo, tratar de ayudar a Eduardo a salir de la calle; y están intentado hacerlo reuniendo dinero para él.

Todos quieren ayudarlo porque se lo merece. A veces, las personas caen en desgracia, y sólo necesitan un consejo sano, una ayuda y el aliento de buenas personas para poder salir adelante.

Fuente: Twitter / @descansamy

¡Emocionante! ¿Qué sentimientos te genera esta historia?