Un gato aparece en la puerta y pide ser salvado después de pasar años en la calle.

Cuando adoptamos una mascota, no siempre nos damos cuenta de que ellos también nos adoptan. Nos eligen.

Esto le sucedió a Jaelle, que vive en Quebec, Canadá; cuando escuchó un ruido en la puerta de la cocina y cuando fue a ver, se encontró con un gatito perdido que estaba en un estado lamentable.

Fuente: Facebook/ One cat at a time

¿Cómo sabía este gatito que Jaelle ama a los gatos y es voluntaria en One Cat at a Time? No lo sabemos… pero tal vez él sintió que, en esa casa, iba a recibir la ayuda que necesitaba.

Inmediatamente, Jaelle le abrió la puerta y dejó entrar a Aslan que fue como lo nombraron desde el primer día.

“Nuestro centro de rescate se especializa en gatitos huérfanos, pero él estaba pidiendo ser salvado en la puerta y no podíamos dejarlo afuera”.

Fuente: Facebook/ One cat at a time

Aslan no tenía microchip ni ninguna otra identificación. No sabían si tenía una familia, pero dado su estado, llegaron a la conclusión de que nadie estaba buscándolo.

“Tratamos de encontrar al dueño, pero no había microchip. Tenía entre 6 y 7 años, no estaba castrado y nadie lo buscaba. Lo más probable es que los dueños anteriores lo abandonaron hace mucho tiempo”.

¡Pobre Aslan!

Fuente: Facebook/ One cat at a time

Hacía mucho tiempo que este pobre gatito no recibía atención médica. Estaba cubierto de pulgas y su pelaje enredado.

Aslan tenía también muchos problemas de salud: parásitos, cicatrices, infecciones en las vías respiratorias y estaba cubierto de pulgas.

No había opción; Aslan necesitaba atención veterinaria urgente.

Fuente: Facebook/ One cat at a time

Sin embargo, él siempre estuvo de buen humor y hasta parecía agradecido por los cuidados que recibía. Poco a poco, su salud empezó a mejorar.

Aslan recibió su nombre por el león de Las Crónicas de Narnia. Y se comportó como un león resistiendo el frío, el hambre y las enfermedades, pero su suerte cambió cuando llegó a casa de Jaelle.

Fuente: Facebook/ One cat at a time

Ella se dijo que le daría un hogar transitorio hasta que pudieran encontrarle a Aslan una familia que lo adoptara, pero poco a poco se fue ganando el corazón de todos y particularmente el amor de Cleo, otra gatita del refugio.

Fuente: Facebook/ One cat at a time

Finalmente le llegó a Aslan la oportunidad de tener una familia que lo quiera. Ellos lo adoptaron, pero él los eligió para formar parte de sus vidas.

Fuente: Facebook/ One cat at a time
Fuente: Facebook/ One cat at a time

Se acabaron los días de frío y hambre y los peligros de la calle. Aslan vive una vida maravillosa, junto a su mamá humana que lo quiere tanto.